Existe cierta controversia entre los profesionales sanitarios sobre el uso del chupete en los más pequeños. Algunos apoyan la necesidad de su uso porque consideran que provoca efectos beneficiosos tanto en el niño como en los propios padres, pues sabemos que el chupete puede ayudar a conciliar el sueño del bebé y calmar su llanto. Sin embargo otros profesionales creen innecesario su uso ya que esto supone adquirir un hábito que provocaría problemas en el sistema orofacial y en el patrón respiratorio.

Como especialista logopeda en Murcia me inclino por una postura intermedia, es decir, el bebé puede hacer uso del chupete de una forma moderada y cuando realmente lo necesite, por ejemplo, para calmarlo en momentos puntuales y sin hacer un uso diario. Recomiendo por ello, y como máximo, su uso moderado durante los 12 primeros meses de vida del bebé. Esto es de vital importancia ya que cuanto más tiempo lleve el chupete más reforzaremos ese hábito y más problemas nos encontraremos. Algunos de esos problemas pueden ser: malposición dental, mordida abierta, interposición lingual, paladar ojival, deglución atípica, respiración bucal, babeo prolongado y dificultades en el habla y el lenguaje.

Si tienes alguna duda o te gustaría obtener más información de una logopeda en Murcia, no dudes en dejar tu comentario o contactarme. Estaré encantada de escucharte.