En el post de hoy os hablo de la importancia de las habilidades sociales para el desarrollo general del ser humano, habilidades que deben aflorar desde pequeños para poder adaptarse a la sociedad.

¿Qué son las habilidades sociales?

Las habilidades sociales son un conjunto de capacidades que desarrollamos las personas desde niños, entendiéndose como el conjunto de acciones y conductas necesarias para desenvolvernos eficazmente en la sociedad en la que vivimos.

¿Cuándo se van a desarrollar?

Estas habilidades se adquieren con el tiempo, ya que son algo complejas, pues están formadas por un amplio abanico de ideas, sentimientos, creencias y valores que son fruto de la experiencia y el aprendizaje. El desarrollo de las habilidades sociales es fundamental para dar respuesta a una serie de necesidades que van a ir planteándose a lo largo de su etapa educativa y de desarrollo personal. Estas, están estrechamente relacionadas con el desarrollo cognitivo y los aprendizajes, además de ser un elemento clave para la socialización del niño.

En el desarrollo infantil, las habilidades sociales harán posible que el niño se relacione con sus compañeros, sea capaz de expresar sus emociones, ideas y opiniones, y que comience su proceso de independencia y autonomía. La falta de estas habilidades provocará sin duda alguna, problemas de autoestima, dificultad para expresar sus emociones, sentimientos y opiniones, dificultad para relacionarse con los demás, tanto con sus iguales como con adultos, malestar emocional y finalmente problemas escolares.

Es por ello que los primeros años de vida son tan importantes para el aprendizaje de estas habilidades, las cuales se van aprendiendo a través de la experiencia directa, la imitación y los refuerzos. Justo cuando el cerebro de los más pequeños está predispuesto para ello. Aun así, existen niños que nos las adquieren de forma natural y que por tanto necesitarán ayuda de profesionales para llegar a adquirirlas.

Como logopeda en Murcia os recomiendo que tengáis en cuenta estos 9 consejos para iniciar su desarrollo:

  1. Cuida su autoestima. Ayúdale a formar una imagen positiva de él/ella mismo/a.
  2. Trasmítele valores. Valorarse a sí mismos, pero tambien valorar a los demás, enseñándoles respeto, tolerancia y escucha.
  3. Se su ejemplo. En la relación con ellos y con los demás, actuando de forma coherente y trasmitiendo lo que quieres que ellos hagan.
  4. Habla con él/ella. Ante determinadas situaciones sociales que ocurran, explícaselas y ayúdales a entender.
  5. Escuchar y entender a los demás. Escucha tú primero y enséñale a escuchar a los demás.
  6. Refuerza las conductas adecuadas. Como pueden ser, la escucha a otra persona o responder con educación.
  7. Promueve un ambiente rico en relaciones. Ya sea con adultos u otros niños es importante que tengan diferentes experiencias sociales, deja que experimente, aprenda y pierda el miedo a determinadas situaciones.
  8. Anímale a participar en diferentes grupos o hacer actividades con otras personas, sin estar tú presente. Para ir aprendiendo a desenvolverse solos, sin la protección de los adultos.
  9. Cuando un niño pase por alguna situación social de rechazo o negativa, debes dejar que pase por ella, pero siempre debes explicarle dicha situación.

 

Como profesional logopeda en Murcia quiero insistir en que resulta fundamental prestar especial atención al desarrollo de estas habilidades, ya que son imprescindibles para la adecuada adaptación de los niños en su entorno. Estas habilidades les van a proporcionar las herramientas para desenvolverse con sus iguales y con adultos, siendo una base clave para vivir de manera sana, emocional y laboralmente.

Si tienes alguna duda o te gustaría obtener más información de una logopeda en Murcia, no dudes en dejar tu comentario o contactarme. Estaré encantada de escucharte.